26.1.08


En una charla con Mario Jursich, Jorge Herralde respondió a la curiosidad felina del fetichista, la de aquel bibliómano que tiene en casa una pared cubierta de color amarillo vainilla, o como sabrán desde esta tarde, pantone Anagrama. ¿Cómo se eligió nombre? Se tomó de Senso e anagramma, de Renato Barilli. “me gusta mucho fonéticamente, la variedad de las letras, la imaginación encausada”, dijo el editor. ¿Quién escribe las contraportadas?, ¿quién elige las ilustraciones? ¿los colores?, ¿cómo es la vida de un editor? “Muy gratificante, permite explorar, compartir entusiasmos”. Y a la inevitable pregunta sobre cuándo sabe que está ante el manuscrito de un nuevo autor que será publicado, respondió lo de siempre, con aquella frase de Nabokov, “se siente un escalofrío en la espalda”. Una señora del público pidió que explicitara mejor esta idea. “Este escalofrío... es como un orgasmo”, sajó Herralde.

2 comentarios:

Premio consuelo para Lucía Folino dijo...

La del escalofrío soy yo.

¿Quién es el del orgasmo?

Premio consuelo para Lucía Folino dijo...

Darío Jaramillo aparece apadrinadito por el clan Montero/Gelman en el diario El país-
Quien toma la foto no es Mordzinski es el Sabina Coronado.

Me tendrán que quitar de la ETIQUETA NEGRA O SE LES PUDRE TODO, AMIGUITOS.

QUIERO MI PARTE Y ES MUY FEO QUE LOS LADRONES ME LA QUITEN.